Saltar al contenido principal

Soporte de reclamos

Comenzar una reclamación

Puede comenzar una reclamación de paquetes que se han perdido o dañado:

  • Pérdida: Puede presentar una reclamación con respecto a un paquete si no se entregó 24 horas después de la fecha y hora de entrega previstas. Antes de presentar una reclamación, asegúrese de haber revisado todas las puertas exteriores y cualquier ubicación donde se pueda colocar el paquete, incluidos el porche, el patio trasero, el garaje y cualquier área en la cual el paquete no corra riesgo de daños por su exposición a la intemperie. También debe comprobar con cualquier persona que haya tomado el paquete. Si aún no puede localizar el paquete, el remitente o el destinatario previsto pueden iniciar un reclamo.
  • Dañado: El remitente o el destinatario pueden iniciar una reclamación sobre un paquete dañado, aunque UPS recomienda que sea el remitente quien informe problemas con el paquete.

Nota: Para obtener una descripción completa de todos los requisitos del proceso de reclamación, consulte los Términos y condiciones del servicio/transporte vigentes al momento del envío.

En el caso de los paquetes que califiquen, puede solicitar un reembolso por aquellos que no se entregaron a tiempo iniciando sesión en el Centro de Facturación de UPS.

Ingrese al Centro de Facturación de UPS

Comenzar una reclamación

Vea cómo enviar un reclamoAbrir el enlace en una ventana nueva

Gestione reclamaciones

  • Edite reclamaciones

    Haga cambios a su reclamación

    Edite su reclamación, cargue información adicional y reciba actualizaciones

  • Presente una reclamación

    Presente una nueva reclamación

    Comience una nueva reclamación usando nuestra aplicación segura.

  • Historial de reclamaciones

    Ver historial de reclamaciones

    Revise hasta 270 días de historial de reclamaciones.

  • Exporte datos

    Cree informes o extraiga datos para mayor comodidad.

  • Establezca preferencias

    Cambie, en cualquier momento, la manera como desee que se le contacte sobre las reclamaciones.

  • Personalice su diseño

    Organice su panel de control en función de sus necesidades.

Ver el tablero de reclamos

Pago

Si su reclamo ha sido emitido, el remitente registrado puede realizar una solicitud de pago, a menos que el mismo haya proporcionado la aprobación o la liberación y haya solicitado que paguemos a un tercero. Se enviará un formulario de solicitud de pago por medio del método preferido en su perfil (fax, correo postal o email).

El siguiente paso es proporcionarnos documentación de respaldo que muestre el precio de compra, el costo real, el costo de reparación o el costo de reemplazo de la mercancía en cuestión. El formulario de solicitud de pago de reclamo debe cargarse con este documento / factura de respaldo en línea a través del portal de reclamos. Si no puede cargar la información, puede enviar la información por fax o correo regular. Cuando envíe los documentos de pago del reclamo, asegúrese de que el número del reclamo asociado aparezca en todas las páginas de los documentos de respaldo.

El pago de las reclamaciones se puede enviar mediante transferencia electrónica de fondos (EFT) o por cheque. Para recibir el pago por EFT, deberá proporcionar la siguiente información de cuenta bancaria:

  • Nombre del banco
  • Número de cuenta bancaria
  • Código bancario

Si no proporciona información de la cuenta bancaria, el pago se enviará a través de un cheque impreso. Para ayudar a evitar retrasos en recibir el pago, asegúrese de proporcionar la dirección correcta a donde deben enviarse los fondos.

Un reclamo se cierra una vez que se haya generado el pago. Permita hasta 15 días para recibir los fondos de pago. Comuníquese con UPS para reportar el pago pendiente de un reclamo.

Contactar a UPS

Cómo prevenir daños o pérdidas

Cómo evitar reclamaciones

Nuestra investigación ha concluido que, en la mayoría de los casos, los paquetes dañados o perdidos objeto de una reclamación a menudo se vinculan con la elección de cajas o contenedores que son demasiado grandes o demasiado pequeños, que proporcionan amortiguación o relleno deficientes, el uso de etiquetas desprotegidas o instrucciones de entrega poco claras.

Los artículos empacados en cajas que son demasiado pequeños corren el riesgo de daño porque no tienen suficiente soporte de peso y pueden caerse. Los artículos empacados en cajas o contenedores que son demasiado grandes o no tienen la amortiguación adecuada corren el riesgo de daños porque pueden colisionar fácilmente con otros artículos en la misma caja o contenedor de empaque.

Para evitar estos problemas de empaque, le recomendamos que siga algunas pautas básicas que pueden ayudarlo a ser proactivo a la hora de evitar reclamaciones.

Más consejos para evitar daños

Preguntas comunes

RASTREAR

Entre hasta 25 números de rastreo o UPS InfoNotice® y conozca rápidamente el último estado de entrega para cada envío.